“No sabía que era de la farándula”

La ex-bailarina de Rojo y de un par de obras de teatros de revistas, Onelir Segovia, está generando nuevamente polémica por su contratación como funcionaria pública, sin pasar por concurso de méritos y aptitudes como exige la Ley.

Tras publicaciones de Última Hora, la semana pasada, señalando que Onelir figura en el Instituto Nacional de Desarrollo Rural y la Tierra (Indert), como asesora del director, Justo Cárdenas, este se vio en la obligación de aclarar esta mañana, a través de la 1080 AM, que ni la conocía y que cometió un error.

“Me vi inducido a cometer este error. No conocía a esta chica, no sabía que era de la farándula, debo admitir el error”, dijo.

En esta institución, la bailarina figura con un salario aproximado a 3.500.000 guaraníes. En Itaipú, donde fue contratada anteriormente también como asistente de directorio, por recomendación de Clari Arias, cobraba un salario de 13.000.000 guaraníes.

Onelir es abogada recién recibida.

La ex-bailarina de Rojo y de un par de obras de teatros de revistas,  Onelir Segovia, está generando nuevamente polémicas por su contratación como funcionaria pública, sin pasar por concurso de méritos y aptitudes como exige la Ley. Tras publicaciones de Última Hora, la semana pasada, señalando que Onelir figura en el Indert como asesora del director Justo Cárdenas, este se vio en la obligación de aclarar esta mañana, a través de la 1080 AM, que ni la conocía y que cometió un error. “Me vi inducido a cometer este error. No conocía a esta chica, no sabía que era de la farándula, debo admitir el error”, dijo.  En esta institución, la bailarina figura con un salario aproximado a 3.500.000 guaraníes. En Itaipú,  donde fue contratada anteriormente también como asistente de directorio, por recomendación de Clari Arias, cobraba un salario de 13.000.000 guaraníes. Foto: ciudad.com

Onelir Segovia.
Foto: ciudad.com

Comentarios

comentarios