Más detalles del terrible crimen de Vita Aranda

Más detalles del terrible crimen de Vita Aranda

Compartir

Según los últimos informes sobre el crimen en San Bernardino, en el Festival “Ja’umína”, donde falleció la joven Vita Aranda, el objetivo del atentado era aparentemente José Luis Bogado, que se encuentra gravemente herido e internado en el Sanatorio Migone.

El sujeto, curiosamente, contaba con orden de captura internacional por delitos de narcotráfico. “La hipótesis más fuerte que manejamos es que el objetivo era Bogado y que Aranda fue un daño colateral. Algunos de los heridos serían parte de uno de los grupos, hay indicios de esto, y hay otros heridos que presumimos son daños colaterales”, dijo la fiscala del caso Alicia Sapriza.

El sanatorio se encuentra con fuerte custodia policial y se tiene previsto la extradición del sujeto al Brasil cuando se recupere. Así mismo se informó que en una de las camionetas, una Toyota Hilux blanca de otro de los heridos, Marcelo Monteggia, no fue encontrado nada relevante, pero sí en el vehículo de la otra víctima fatal; Marcos Rojas Mora, donde se encontraban dos cargadores de pistolas, pero ninguna arma. También se presume que Bogado, Monteggia y Rojas están ligados.

Ante esto, se supone que el crimen de Vita Aranda fue algo colateral. Esto viene a colación ya que se recordó que el padre de Vita, el ex comisario Cristino Aranda, había sido imputado en el pasado por haber liderado un operativo de extorsión a una red de narcos.

 

Comentarios



Más notas